• Mantén en un lugar seguro documentos que contienen información personal no pública, como por ejemplo tu número de Seguro Social, tarjetas de identificación, actas de nacimiento y pasaportes, entre otros.
  • No compartas tu número de cuenta, tus contraseñas y/o números secretos que proveen acceso a tus cuentas, tal como tú cuenta de cheques, ahorros y/o tarjetas de crédito.
  • Selecciona contraseñas o números secretos que sean difíciles de adivinar o descifrar.
  • Tritura o destruye de manera segura el plástico/ tarjetas que no usas y las cartas que recibes del banco que ya no necesitas tener.
  • Elimina toda información personal no pública de computadoras o celulares que ya no utilizas; al igual que las contraseñas.
  • Elimina de tus perfiles y evita subir en las redes sociales información personal no pública.
  • Conéctate al Internet a través de conexiones seguras y con contraseña.
  • Evita grabar tus contraseñas en tus celulares y computadoras. Si te roban estos equipos, la persona que cometa el delito de robo de identidad tendrá acceso inmediato a tus cuentas.
  • ¿Te resultó útil este contenido?
  • Si    No

Relacionados en Fraude