• Asegúrate de mantener actualizado el sistema operativo de tu dispositivo móvil, para que estés al día con los últimos cambios de seguridad de tu equipo.
  • Evita acceder a tus cuentas desde redes WiFi públicas, como las disponibles en restaurantes de comida rápida, bibliotecas o plazas de recreo.
  • Evita guardar contraseñas o respuestas a las preguntas de seguridad en papeles, fotos o alguna aplicación como Notes, donde la información puede ser descubierta.
  • No desbloques (jailbreak) el sistema operativo de tu dispositivo móvil. Esto hace al aparato más vulnerable al ataque de softwares maliciosos y remueve cualquier protección de fábrica. Además, invalida la garantía que tenga el equipo con el manufacturero.
  • Entra y haz compras solo en sitios online seguros. Procura que las direcciones empiecen con https (que significa que las medidas de seguridad son más rigurosas).
  • Si pierdes tu celular o cambias el número de teléfono, accede inmediatamente a Mi Banco Online para que remuevas el número de contacto anterior y desactives Mi Banco Alertas.
  • Protege tu equipo con una contraseña para que no pueda ser accedido sin la clave.
  • Habilita el autobloqueo de la pantalla cuando el equipo no esté siendo utilizado.
  • Mantén un registro de la marca, modelo y número de serie del dispositivo en caso de que sea hurtado, esto te ayudará cuando tengas que hacer una notificación a la compañía de teléfono móvil.

 

  • ¿Te resultó útil este contenido?
  • Si    No

Relacionados en Fraude